miércoles, 16 de abril de 2014

Evolución de los sistemas de almacenamiento


Los métodos de almacenamiento de datos se pueden remontar a tiempos inmemorables. Para no llegar a los anales de la historia veremos la evolución del almacenamiento informático desde la aparición del disquete (también conocido como floppy disk o diskette).

Los comienzos del disquete se remontan a 1967 cuando IBM desarrolló un sistema sencillo y barato para cargar microcódigo en los System/370 de sus ordenadores centrales.

Durante casi 20 años hubo distintos tipos de disquete pero  el más conocido llegó en 1987. Su tamaño era de 3 pulgadas y media y capacidad de 1,44MB (posteriormente se aumentó a 2,88 MB). Era común ver a alumnos llegar a sus clases de informática con sus disquetes para almacenar los proyectos que iban creando en el entorno Office, o que cuando querías cargar un juego era necesario el cambio de disco.




En 1981 apareció comercializado el CD. Al principio, el CD-ROM sólo permitía la lectura, y suponía un aumento notable tanto en la velocidad como en la capacidad, ya que alcanzaba los 650 y 700 MB perfectamente. Luego, aparecieron las grabadoras, y se transformó en un nuevo método para grabar nuestros datos, confiando plenamente en la durabilidad y la resistencia al tiempo de los discos compactos, que eran superiores al disquete (lo cual tampoco era difícil).

Después llegaría el DVD con sus correspondientes grabadoras, que daban otro salto: 4,7 GB de capacidad, y con la existencia de las capas, la posibilidad de alcanzar los 8,5 GB. El Blu-ray es el último disco óptico que ha aparecido, y no ha supuesto un antes y un después en cuanto a capacidad, porque en el momento en que hizo acto de presencia, los 25 y 50 GB ya se habían superado ampliamente por otros dispositivos, y a precios más económicos para el usuario doméstico.

Posteriormente existieron otras unidades de almacenamiento muy famosas como son el USB, y las tarjetas de memoria, muy utilizadas en cámaras fotográficas y en los primeros móviles multimedia.

El auge de Internet lo ha cambiado todo, Se ha pasado de un inmovilismo en los sistemas de almacenamiento a una diversificación sobre la que ya no hay ningún tipo de control. Eso en cuanto a la demanda; otra cosa es

Siguiendo la línea cronológica, aparecen los discos de almacenamiento portátiles , aunque hoy en día cada vez con más fuerza, se crea la necesidad de que el almacenamiento ya no sea en medios físicos, sino remoto. Esto surge gracias al apogeo de Internet, al aumento de los anchos de banda empresariales y domésticos, y al amplio abanico de aplicaciones, sitios web y servicios que se desarrollan directamente en la Red. Se aprovechan tecnologías como la fibra óptica, y eso, en consonancia con el aumento de la potencia del hardware, ha permitido que el almacenamiento on-line sea una realidad. Aquí nos encontramos con el nacimiento de los smartphones y tablets. Sistemas de almacenamiento totales que además permiten la gestión, modificación y reproducción de los datos almacenados. Esta opción está recortando poco a poco a la distancia que existe en relación a los ordenadores personales y portátiles.




Con el auge de los dispositivos portátiles  llegamos al sistema de almacenamiento virtual conocido por “nube”. Es  un sistema práctico y bastante rápido (cada vez lo es más). Permite que desde un Smartphone o Tablet tengamos un acceso inmediato a nuestros datos almacenados sin la necesidad de llevarlos con nosotros “dentro” del dispositivo.

Ante todo esta evolución de sistemas de almacenamiento y gestión de datos,  AIG  quiso dar un paso más en la forma de tratar el software de gestión empresarial, y sacó al mercado ClassicAIR, que es la herramienta definitiva para dotar de movilidad a la empresa. Permite conexiones a través de la web al programa de gestión ClassicGes 5.0. 
Además permite conectar varias delegaciones o tiendas sin necesidad de invertir en IP’s fijas ni VPN’s, y todo ello de forma directa y segura porque los datos permanecen en el programa de gestión original.



 Gracias a esto, se puede trabajar a distancia ya sea desde cualquier dispositivo móvil o portátil.



ClassicAIR permite conectarse a ClassicGes 5.0 a través de un navegador web. Lo único necesario es instalarlo en el mismo ordenador donde se encuentra ClassicGes y, se podrán conectar cuantos usuarios  quieran al programa ClassicGes a través de  internet.



No hace falta descargarse ninguna aplicación. ClassicAIR 5.0 se conecta a ClassicGes directamente a través de la web, garantizando total seguridad en los datos de la empresa.
La única condición sine quanum es la de dejar encendido el equipo donde estén instalados los dos programas y ClassicAIR 5.0 abierto para poder conectarse desde fuera.


ClassicAIR es una nueva forma de entender el trabajo de gestión empresarial con ese punto de libertad y autonomía física.

jueves, 3 de abril de 2014

AIG CLASSIC, CUANDO EL CONCEPTO LOW COST SE CONVIERTE EN BUSINESS CLASS

La palabra desde es un término muy usado sobre todo en anuncios comerciales de coches dónde aparece uno de los modelos más altos de gama a un precio muy bajo. Ahí es cuando uno se percata que tiene que haber gato encerrado. Ese desde, es algo que se extendió en otros ámbitos como la tecnología e informática, ya que hoy en día todo empieza a un precio asequible pero con características básicas, o capacidad escasa.

Dentro del mundo del software de gestión y contabilidad aparece una empresa que cambia la visión de ofrecer versiones estándar. 
En Septiembre de 1994 nace AIG, Asesoría Informática Gallega, como la única compañía de software de gestión empresarial del mercado español que asume el compromiso de dar sus mejores programas en una versión de bajo coste. Desaparece el famoso desde, y en su lugar aparece un por tan sólo, además con la ventaja de poder usar la red local sin ningún tipo de coste adicional. 

Visión de la empresa

En AIG apuestan siempre por la creatividad a la hora de aportar nuevas soluciones, siempre muy simples y eficaces. La versión que tienen de cada uno de sus programas es la mejor y de la máxima calidad posible. “No añadimos ni suprimimos prestaciones en función del precio del programa, nuestro producto es único y de calidad”, explican los responsables de la empresa. AIG no apuesta por una política de licencias ni limitaciones de puestos, ya que un solo programa se puede utilizar en toda la red local de forma simultánea.

Fachada de las oficinas de AIG en Vigo



Es por eso que la empresa no hace diferenciación de usuarios, y además las sugerencias de éstos son parte fundamental para avanzar en las mejoras del producto. Piensan en ellos porque así mejoran el producto pensando en su rendimiento. “El software es algo vivo y entre todos, hacemos que nuestros programas de gestión sean cada vez más completos” . La relación con el usuario no finaliza una vez terminada la venta del producto ya que también ofrece un completo servicio de soporte técnico, así como un servicio de teleasistencia para resolver las dudas y recoger las sugerencias de sus clientes.

  
Programas en el mercado

Actualmente AIG cuenta con tres programas en el mercado para contabilidad y gestión empresarial.


ClassicGes 5.0 incluye todas las funciones para la gestión empresarial. Se presenta como un único software completo, que puede ser configurado para cubrir diferentes necesidades.

ClassicGes 5.0 es un programa que se ha ido actualizando en base a las sugerencias y experiencia de los usuarios, alcanzando una óptima calidad de programa en agilidad, utilidad y eficacia.
Con este programa se puede gestionar archivos, clientes, ventas, compras, informes y efectos financieros, llevar el control económico de la empresa, ver la cuenta de explotación para analizar los resultados, generar listados en diferentes formatos y gráficos muy completos. Gestiona los procesos de fabricación y producción de artículos con escandallo y genera exhaustivos cálculos de necesidades, de materiales y de stock.

Además permite trabajar con dispositivos locales como TPV, TPV táctil, cajón portamonedas, báscula e impresora gráfica y térmica. Además, gestiona campañas de CRM, con un sistema avanzado de seguimiento de clientes y expedientes y dispone de utilidades que hacen el trabajo cómodo y ágil.


ClassicAIR 5.0 es la herramienta definitiva para dotar de movilidad a la empresa. Permite conexiones a través de la web al programa ClassicGes 5.0, puede conectar varias delegaciones o tiendas sin necesidad de invertir en IP’s fijas ni VPN’s. Todo ello de forma directa y segura porque los datos permanecen en el programa de gestión original.







Con ClassicAIR 5.0, el cliente puede conectarse a ClassicGes 5.0 cuando quiera, desde donde quiera y con total seguridad para sus datos. Además, permite saber qué usuarios están conectados, desde dónde, e incluso contactar con ellos.



ClassicConta 6 es el nuevo software de contabilidad profesional lanzado recientemente al mercado por AIG, con mejoras que simplificarán trabajo y tiempo para sus usuarios.

ClassicConta 6 incorpora un sistema sencillo e intuitivo de utilizar para que puedas llevar la contabilidad al día, sólo con conocimientos administrativos básicos. Incluye un paquete de modelos predefinidos que automatizan la contabilización de los documentos.

El programa se presenta con importantes novedades como el Buscador Global y la contabilización automática. El Buscador Global de ClassicConta 6  está ubicado en la propia interfaz del programa y permite efectuar búsquedas en cualquier momento, incluso mientras se está trabajando con otras ventanas.

La contabilización automática permite trasladar los datos de documentos escaneados al programa gracias a un lector OCR en un  proceso totalmente  fiable y transparente para el usuario. Ahorra tiempo, ya que el propio programa identifica y digitaliza los datos para convertirlos en asientos contables. Eso lo puede hacer tanto en facturas en formato PDF como en formato en papel.

A parte de un completo pack de plantillas predefinidas, el usuario puede personalizar sus asientos automáticos según el tipo de factura que desee el usuario.

El programa posibilita importar datos de otras aplicaciones y ficheros Excel para poder trabajar desde el primer momento sin que el rendimiento de la empresa se vea afectado.

Cada uno de los programas tienen un precio de 79,90 €, y con una sola licencia definitiva se pueden conectar un número ilimitado de puestos.